La nueva ley de contratos del sector público y las Certificaciones ISO

developer

El pasado 9 de marzo entró en vigor la Ley 9/2017, de 8 de noviembre, de Contratos del Sector Público (LCSP).

Esta Ley se publicó en el BOE el 9 de noviembre de 2017 y transponía al ordenamiento jurídico español las Directivas del Parlamento Europeo y del Consejo 2014/23/UE y 2014/24/UE del 26 de febrero del 2014.

Deroga por tanto el Texto Refundido de la Ley de Contratos del Sector Público, aprobado por el Real Decreto Legislativo 3/2011 de 14 de noviembre.

Se aplicará a los expedientes que se inicien con posterioridad a su entrada en vigor definiendo dicho inicio como la publicación de la convocatoria de la licitación.

La finalidad principal es conseguir una mayor transparencia en la contratación pública. No olvidemos que la inmensa mayoría de los escándalos de corrupción que han asolado nuestro país han estado relacionados con la contratación de obras, bienes o servicios por parte del Sector Público con empresas privadas. Si algo ha quedado claro en todos estos años es la falta de control y fiscalización rigurosa lo que ha dado pie a una auténtica epidemia de corrupción en este ámbito.

Pero no solamente es la lucha contra la corrupción lo que inspira la nueva Ley, incluye aspectos interesantes como que la finalidad sea conseguir una buena relación calidad-precio en la contratación y que los fondos públicos se administren con racionalidad. Y no solamente primará el criterio económico en la adjudicación, se tendrán en cuenta también factores cualitativos, medioambientales, sociales e innovadores que permitan obtener obras, suministros y servicios con altos niveles de calidad.

Como principales novedades podemos destacar las siguientes:

Los Sujetos Obligados se amplían y sus destinatarios pasan a ser también los partidos políticos, organizaciones sindicales y empresariales, fundaciones y asociaciones vinculadas a cualquiera de ellos cuando su financiación sea principalmente pública.

En los Criterios de Adjudicación se introduce una novedad importante señalada antes, se elimina el criterio de “oferta económica más ventajosa” sustituyéndose por “mejor relación calidad-precio”, buscando por tanto ofertas más equilibradas, completas y balanceadas donde otros aspectos como la oferta técnica, la capacitación, la calidad y aspectos medioambientales garanticen que la oferta sea de calidad.

Se modifican las cantidades a partir de las cuales se considera Contrato Menor. Así en los contratos de obras se pasa de 50.000€ a 40.000€ y en los contratos de servicios y suministros se pasa de 18.000€ a 15.000€. Para facilitar el acceso de las Pymes se permite la división en lotes.

Respecto a los requisitos de contratación se producen novedades importantes. Por ejemplo en empresas con más de 50 empleados se prohíbe la contratación en el caso de no contar entre sus trabajadores con un 2% de discapacitados, o también la necesidad de contar con certificados de gestión de medio ambiente para demostrar solvencia técnica, esto puede ser a través de la obtención de estándares internacionales como las ISO.

En lo que se refiere a la lucha contra la corrupción destacamos las siguientes medidas: (i) para conseguir mayor transparencia en los procesos de licitación pública y prevenir la corrupción se refuerza el principio de integridad en la contratación, (ii) se impone de manera explícita en su artículo 64 la obligación de tomar medidas adecuadas para luchar contra la corrupción y se amplía el concepto de conflicto de intereses, (iii) se crea la Oficina Independiente de Regulación y Supervisión de la Contratación que velará por la aplicación rigurosa de la Ley y contra el fraude en la contratación.

Como documento de interés destacamos la Guía para el uso de las normas y la acreditación en la contratación pública  elaborado por la Asociación Española de Normalizaión UNE y por Entidad Nacional de Acreditación ENAC.

El hecho de que la nueva Ley haga mención expresa a la necesidad de contar con certificados de gestión medioambiental como demostración de solvencia técnica viene de nuevo a poner de manifiesto la importancia de contar con una correcta política de compromiso con la calidad dentro de la empresa.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto. Si continúas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar